GRIM COMET - God Is Dead, Let's Eat Him

Grim Comet es una formación madrileña de stoner rock. Art Gates Records nos trae su segundo trabajo bajo el titulo de God is dead, let's eat him. Esta formación trata de recuperar el sonido de los 70, ese carácter oscuro de grandes bandas pasadas. El disco consta de 8 canciones que resultan en una duración de unos 33 minutos en total. La producción del disco es buena, en especial los instrumentos de cuerda y voz, sin embargo en unas cuantas ocasiones se echa en falta que la batería tuviera más presencia, o por lo menos la caja, que llega a perderse en ciertos momentos.

Superando estos inconvenientes de producción puede escucharse que el trabajo de Jorge Mánver en la batería es impecable, sosteniendo a la perfección la base rítmica del grupo, permitiendo que este desarrolle todo su potencial. Alvarito Arias se encarga del bajo, realizando una gran labor y siendo el causante de gran parte de la atmósfera que genera el grupo. Sin duda Arias le aporta un gran toque a la personalidad del grupo.

"la batería es impecable sosteniendo a la perfección la base rítmica"


La guitarra recae en Willy Black, muy precisa y soltando fraseo tras fraseo, poniendo el punto final a todo lo que necesita la formación. Los solos están muy bien construidos, encajando a la perfección y aportando el toque de sentimiento perfecto para que el oyente continúe absorto en el ambiente creado. Y es que Grim Comet genera un espacio en el que solo tiene cabida su oscuro y pesado sonido. Todo se torna tétrico, lóbrego, crudo, y no permite escapar a su esencia. Te sientes transportado a una época anterior gracias a un sonido original. Si tu rollo es el stoner no tendrías ni que pensarte escuchar este disco, lo deberías estar haciendo ya. Si el rock pesado y oscuro es lo tuyo, no esperes más.

Erik León

Escribir comentario

Comentarios: 0