Ñ'CANNALLA - Delirio

Tras 16 años de trayectoria musical, nos llega el tercer esfuerzo del grupo de “rock cannalla”, término acuñado por el propio grupo, Ñ'Cannalla, un disco de rock polifacético y pletórico de exquisitas influencias tanto nacionales como internacionales, y que con DELIRIO” nos entrega un álbum fantástico, del cual solo puedo decir que es producto del enorme esfuerzo que 2 años de trabajo suponen, y del buen gusto conjunto de los músicos. 

Es necesario ahondar más en la idea de que “DELIRIO” es la conclusión inevitable de los devenires de la banda, tanto como agrupación de personas como de músicos, y especialmente, de influencias y estilos, ya que este grupo de rebeldes no conocen la definición de límites a la hora de aglutinar estilos, a veces tremendamente dispares, pero que acaban siendo muy agradables al oído. El aspecto melódico está extremadamente refinado, y la excelente producción del CD consigue sacar todos los matices de dichas melodías. Asimismo, me gustaría resaltar el hecho de que en ningún momento, ni siquiera en los de mayor aglomeración instrumental, el bajo se vuelve inaudible, y es algo por lo que considero que el productor de sonido merece las más altas felicitaciones.  

En el aspecto lírico, el grupo no se queda corto comparado a los demás aspectos de su trabajo, dándonos letras dinámicas y de calidad innegable, con “Arde El Cielo” siendo una de mis absolutas favoritas como protesta a los sistemas corruptos y llamada a la revolución.

"El grupo no conoce límites de estilos"


Sin embargo, no puedo declararme fan de la voz de Molono, el vocalista de Ñ'Cannalla, la cual, si bien cumple con las necesidades de la banda, no me resulta ni agradable, ni lo suficientemente variada en sus tonos y estilo como para considerarla destacable, y de hecho, es de lo muy poco que encuentro problemático con el, de otra forma, excelente disco que es “DELIRIO”.

"La voz de Molono cumple con las necesidades de la banda" 

Otro aspecto muy destacable del disco, y algo que suelo buscar en todo lo que escucho es la cohesión temática dentro de la música del trabajo, y más tarde, comparada con el resto de trabajos del grupo en cuestión.


Huelga decir que, si por algo es notable “DELIRIO” es, precisamente, por esta cohesión, pero más allá de eso, es aún más espectacular el hecho de que cada canción cuente con una identidad propia aún manteniendo dicha cohesión, algo raro de ver, especialmente dentro de este estilo musical, y por lo que el grupo se merece las más altas loas.  

Dicho esto, vuelvo a tener problemas con las introducciones instrumentales que no acaban de cuajar con los temas que las siguen, y la introducción del disco quedaría muy bien en un CD de power metal, pero me temo que aquí no hace sino generar una falsa idea de la temática del disco

"DELIRIO es notable por su cohesión temática"


En definitiva, “DELIRIO” es un disco que, desde que empiezan los agresivos riffs de “Volver” hasta el sentimiento inquieto de “Solo Para Mí”, desde “El Quinto Elemento” hasta “Revolución”, tiene para dar y repartir a todos aquellos que quieran algo de buen rock, y que deja una sensación inigualable e indescriptible de buen gusto y trabajo bien hecho.  

Serrant

Escribir comentario

Comentarios: 0